La vida, el amor y el cine.
Especial François Truffaut

Todos los miércoles y sábados de marzo, a las 22:00 hs.
Presentaciones a cargo de Jesús Rubio
Auditorio Fahrenheit

Truffaut niño y adolescente concurría a diversas escuelas, de las que se escapaba bastante seguido: “Mis primeras doscientas películas las vi en estado de clandestinidad, gracias a que me hacía la rata, o entrando al cine sin pagar”. Luego quedaría en la memoria y el corazón otra de sus frases: “A veces faltaba al cine para ir al colegio”. Una vez, había visto una película en lugar de asistir a clases, y a la tarde su tía lo invitó a ver el mismo film. En esa segunda visión empezó a prestar atención a detalles que en la primera no había percibido. Ahí, según contaba, había nacido su mirada de crítico. Y también, quizá, despuntaba el cineasta consciente de sus procedimientos. Su pasión por el cine, por las películas y por las salas fue uno de los ejes de su propia filmografía. Su cine, su arte y sus planteos sobre el arte fueron inseparables de lo autobiográfico. (Javier Porta Fouz)